Para muchas mujeres, ser madre implica tener que cuidar a sus hijos desde casa debido a que no tienen con quien dejarlos o no existe nadie que les ayude. Por este motivo, es de lo más normal ver como muchas mujeres deben pasarse los días enteros sin salir de su hogar y esto ocasiona que algunas se lleguen a descuidar. Sin embargo, es importante entender que esto no debe ser un obstáculo ya que quedarnos en casa no tiene porqué ser sinónimo de estar desarregladas.

Si bien es importante que dentro de casa estemos cómodas para poder realizar las tareas necesarias, jugar con nuestros hijos, etc. no debemos olvidar que nuestro cuidado es primordial. Esto no quiere decir que lo hagamos por los demás, sino simplemente estar arregladas puede cambiarnos por completo el estado de ánimo y hacernos sentir increíbles con nosotras mismas. Para esto, debemos buscar lo que se nos haga más cómodo y nos guste más.

A continuación, te contamos como puedes estar a la moda y cómoda en tu casa:

El maquillaje será tu mejor aliado

Aunque muchas mujeres estén en contra, lo cierto es que el maquillaje puede elevar completamente cualquier atuendo que tengamos. Incluso el maquillaje más sencillo y sutil puede transformar la forma en que te sientes y establecer el estado de ánimo de tu día. Para esto, no es necesario que tengas un maquillaje completamente cargado o de noche, basta con que incorpores un poco de color en tu rutina y ya estarás más que lista para empezar tu día completamente diferente y con toda la actitud.

No olvides el peinado

Es claro que si tienes bebés pequeños o niños de dos años de edad, no puedes darte el lujo de tener tu pelo suelto ya que sería un desastre. Sin embargo, si puedes optar por un moño o una cola de caballo desordenada. De esta forma, te verás un poco más arreglada sin necesidad de mucho esfuerzo y además no permitirás que unos cuantos pelos rebeldes se interpongan en tu día.

Busca ropa que se adapte a ti

No hay nada mejor que ponerse cómodo en el sofá y ver alguna película con tus hijos. Para esto, lo mejor que puedes hacer es estar cómoda. De hecho, cuando uno esta en casa lo que más desea es sentirse tranquilo y relajado. Por esta razón no esperes ponerte un vestido apretado, o unos jeans que te lastimen el estómago.

Probablemente tu mejor opción sea un par de leggins que permitirán que te movilices al ritmo de tus hijos sin sentirte incomoda al hacerlo. Sin embargo, debes saber que existen muchas cosas que pueden ayudarte a cambiar por completo este outfit. Una de ellas es una buena pieza superior, puede ser un polerón, una blusa, una polera, un crop top, lo que sea de tu preferencia siempre y cuando pueda elevar el outfit que ya tienes.

No es necesario que vayas a comprar ropa nueva sino debes hacer funcionar lo que ya tienes en tu hogar. Además, puedes incorporar diferentes accesorios que ayudarán a que tu ropa se vea más elegante y sofisticada en cuestión de segundos.

Con estos sencillos pasos que pueden tomarte muy poco tiempo por las mañanas, te aseguramos que lograrás estar a la moda sin tener que salir de casa o gastar mucho dinero. Además, harás que tu autoestima aumente lo que te hará sentir más cómoda y mejor contigo misma. Recuerda que no debes descuidarte porque eres tu proyecto más grande y que no existe mejor forma de educar a nuestros hijos que con nuestro propio ejemplo.

(Visited 4 times, 1 visits today)